Skip to main content

Search

Search

5 alimentos que causan mal aliento

Una rutina de higiene oral compuesta de cepillado, uso de hilo dental y enjuague bucal es la mejor manera de mantener tu boca fresca y limpia. Aunque tengas buenos hábitos para combatir el mal aliento, habrá momentos en los que estará presente. Pero no te preocupes. De todas las cosas que causan el mal aliento, el 80% está en los alimentos que comés. Te compartimos algunos de los más importantes:

# 1: El ajo

Si bien no es de extrañar que el ajo sea el primero en nuestra lista, lo que podría sorprenderte es cómo el ajo puede dejar su huella sulfúrica más allá de tu lengua. El ajo llega hasta el torrente sanguíneo, y cuando se absorbe genera una segunda ola de olor que llega a tus pulmones desde donde escapa libremente hacia la boca. Una vez absorbido, el ajo emite un olor amargo a través de tus poros. Nada de esto, sin embargo, debería ser razón para sacar el ajo completamente de tu dieta. Sólo tratá de no exagerar en cantidad y cuando hayas terminado de comerlo limpiá tu boca de sus residuos con una excelente rutina de higiene oral compuesta de cepillado, uso de hilo dental y enjuague bucal LISTERINE®.

# 2: Cebollas

Así como el ajo, las cebollas también emiten un olor que permanece largo tiempo después de haberlas ingerido. Esto se debe a sus compuestos sulfúricos que llegan al torrente sanguíneo y aparecen en tu boca cuando menos lo esperas. Después de comerlas date una protección adicional mediante el cepillado, uso de hilo dental y enjuague bucal LISTERINE®.

# 3: Lácteos

La leche puede ser buena para tu cuerpo, pero puede causar mal aliento en tu boca. Esto se debe a que las bacterias de la lengua se alimentan de los aminoácidos contenidos en la leche y los quesos, lo que resulta en un olor desagradable y rancio.

# 4: Atún enlatado

No hay lugar a confusiones acerca del hedor del pescado. La comida de mar por naturaleza cuando se oxida se vuelve amarga y emite un olor fuerte que empeora cuando se almacena en latas metálicas y oscuras como es el caso del atún en conservas.

# 5: El rábano picante

Cuando su sabor sirve como mecanismo natural de defensa contra los animales hambrientos, tené la seguridad que las consecuencias de ingerirlo persistirán por un buen tiempo. Eso ocurre cuando comés rábano picante. El compuesto químico isotiocianato es lo que le da a salsas de cocktail, aderezos y a tu aliento ese sabor y olor único.