Skip to main content

Search

Search

¿Por qué tus dientes están tan amarillos?

¿Alguna vez te miraste en el espejo y te preguntaste cómo tus dientes se pusieron tan amarillos? Muchos de nosotros lo hemos hecho. Los dientes se tornan amarillos gradualmente por lo que es común que no lo notes. Por suerte, si tus dientes están amarillentos no es signo de una condición de salud oral grave. Aunque no tener tu sonrisa blanca y saludable sea desalentador, y te haga sentir que perdiste tu mejor accesorio. Enterate de las causas que hacen que tus dientes se pongan amarillos y cómo podés evitar o limitar la exposición a éstas.

#1 Estás envejeciendo

Los dientes se ponen amarillos con el proceso natural del envejecimiento. Esto sucede cuando el esmalte dental, una capa fuerte que proteje el blanco natural de los dientes, se deteriora con el tiempo debido al desgaste diario. Asegurate de cuidarlo y protegerlo para mantener el blanco natural de tus dientes.

#2 Eres fumador

Los productos del tabaco, como cigarrillos y tabaco de pipa, manchan tus dientes. Si los consumís, tus dientes se mancharán con el tiempo.

# 3 Falta de higiene oral

Cuando no te cepillás rutinariamente, ni usás hilo dental y enjuague bucal para eliminar la acumulación de placa y sarro, acelerás la decoloración de tus dientes.

#4 Tomás medicamentos

Ciertos medicamentos, como los antibióticos del tipo doxiciclina y la tetraciclina pueden oscurecer los dientes en niños menores de 8 años de edad. Algunos antihistamínicos, medicamentos para la presión arterial alta y medicamentos antipsicóticos también pueden manchar tus dientes de manera permanente. Confirmá con tu médico los posibles efectos secundarios de los medicamentos que te prescriben y encontrá alternativas.

#5 Tenés una enfermedad

Una causa menos común de decoloración de los dientes puede ser una enfermedad que afecte el esmalte, o tratamientos para el cáncer como quimioterapia y/o radiación.

#6 El amarillo está en tus genes

También puede ser posible que heredaste un esmalte dental más amarillo que el de otras personas cuyos genes son diferentes. Si notás que tus dientes son más amarillos de lo deseado, podés resolverlo con enjuagues bucales LISTERINE® Whitening para devolverle brillo a tu sonrisa.